Guía de restaurantes de Venecia

Dónde comer en Venecia

Ya lo dice el refrán: "Come y bebe que la vida es breve". Palabras con las que guiar tu vida. Palabras que, quizás, quedarían bien tatuadas en tu brazo. O incluso grabadas en la roca. 

En la cocina veneciana la polenta y el arroz se alían para reemplazar a la omnipresente pasta italiana. Si te gusta como suena, prepárate para lo que te espera. Sigue leyendo para descubrirlo todo sobre la cocina veneciana y sobre los mejores restaurantes de Venecia.


Picoteo en Bacari

Si quieres comer como los venecianos, deberás familiarizarte con el concepto bacari. Esta palabra veneciana que significa "tabernas" (que suena bien por sí sola) se utiliza para denominar a los pequeños bares venecianos que sirven comida tradicional y muestran el lado más modesto de la ciudad. 

Los Cicchetti (un tipo de tapas italianas) son pequeños platos servidos en la barra de los bacari y traen consigo algo del Renacimiento veneciano. Sin embargo, si no eres fan del pescado, huye porque esta comida tradicional se basa en el pescado fresco, con platos como mesi voci co’ l’achiugheta (anchoas con huevo), baccala mantecato (puré de bacalao) y achiugheta e segoeta (anchoas con cebolla). No te olvides de pedir un ombra (vaso de vino) para bajar la comida. 

Pero ¿a qué restaurante voy?, te preguntarás. Bueno, no te puedes equivocar acudiendo a Muro Fari, en el distrito Rialto, a tiro de piedra de una de las mayores atracciones turísticas de la ciudad. Las tapas de Osteria al Squero son unas de las mejores de la ciudad y sus vistas al canal no están nada mal. Bacaro Risorto y Cantine del Vino già Schiavi son restaurantes dignos de una visita también. 

Los venecianos, a menudo, van a los bacari antes de la cena, pero no hay razón por la que no convertir esta visita en el evento principal de la noche.

Comer bien y barato

Venecia puede ser cara. Realmente cara. La comida en el restaurante de estrella Michelin Quadri, en la plaza de San Marco, puede que sea una de las más reconocidas en Italia, pero también es tan cara que puede hacerte llorar. Entonces, ¿dónde puedes comer si no quieres salirte del presupuesto?

La Pasticceria Bar Puppa puede sonar a italiano, pero su comida es una fusión entre la gastronomía de Bangladesh y la italiana, la cual se ha ganado el corazón de los lugareños. 

Si necesitas comer pizza, ve a la Pizzeria Sansovino, donde te servirán pizza por porciones, o Al Faro en el barrio judío. 

Si eres vegano o vegetariano, estás de suerte, porque La Tecia Vegana (el único restaurante orgánico y vegano de Venecia) es barato y muy bueno. Visítalo para probar la versión vegana de los platos tradicionales.

Para los que no arriesgan

En aquellas ocasiones en las que lo barato o una visita al bacaro no es suficiente, hay gran variedad de restaurantes que satisfarán ese apetito por la buena comida. Para la pasta que tanto deseas, la Trattoria al Gatto Nero en la isla de Burano será imbatible. Sus platos incluyen tagliolini con cangrejo araña o risotto al estilo Burano. 

Si deseas algo más barato pero no de peor calidad, ve a la Trattoria Dalla Marisa en Cannaregio. Sin menú ni alboroto, Marisa sirve lo que le apetece.

Sobrepasando límites

Si quieres arriesgarte, en Venecia podrás hacerlo. El Ristorante Glam tiene la reputación de transformar los clásicos venecianos en platos completamente diferentes y posee una estrella Michelin. La Osteria Campo Santa Marina comenzó como bocatería, pero ahora se ha convertido en una de los destinos culinarios más creativos de la ciudad. Si deseas cenar con vistas, una cena con la puesta de sol en Terrazza Danieli será una victoria asegurada. Afortunadamente, la comida será tan buena como las vistas al Gran Canal, Punta della Dogana y San Giorgio Maggiore.