Destinos alternativos para tus vacaciones estivales

Este verano, sorpréndete con un viaje diferente

Es cierto, ir de vacaciones de verano a Malta o Santorini es un planazo. En esta ocasión, no obstante, queremos proponerte una serie de destinos menos frecuentes en los que, igualmente, vivirás experiencias increíbles. Déjate tentar por la belleza oceánica de las Azores, los paisajes de película de Cabo Verde o la historia de Split y empieza a planificar tus vacaciones en lugares con encanto propio donde exprimir cada minuto a tu ritmo. Sigue leyendo y ¡descubre tu próximo destino para este verano!

  1. ¿Malta te conquistó? Chipre te seducirá.
  2. Si amas Santorini, adorarás Cos (Kos).
  3. ¿Sueñas con Madeira? Imagínate en las Azores.
  4. ¿Una alternativa al Algarve? Cabo Verde.
  5. Si te gustó Mykonos, Corfú es para ti.
  6. ¿Te encantó Cerdeña? Descubre Córcega.
  7. Split es tu alternativa a Dubrovnik.
  8. Costa Amalfitana, como Sicilia en el continente.
  9. ¿Suspiras por volver a las Maldivas? Isla Mauricio te espera.
  10. Riviera Maya = Punta Cana + cultura maya.

1. ¿Malta te conquistó? Chipre te seducirá

Si ya conoces Malta, te habrás enamorado de esta pequeña y soleada isla mediterránea, con hermosas playas, pueblos que te conducen al pasado, fiestas, actividades en la naturaleza, testimonios arqueológicos y tesoros culturales como La Valeta, su capital, que es Patrimonio de la Humanidad. Por eso, tu mejor opción ahora es Chipre, que también posee playas espectaculares y opciones de senderismo por entornos naturales fantásticos. Ciudades como Nicosia, la capital, Pafos o Salamina evidencian el pasaje de grandes culturas, y casi se escuchan los ecos de los templarios en el castillo de Limasol.

Ideal para: combinar playa y naturaleza con cultura e historia.
Nuestra recomendación: no te pierdas la playa Petra Tou Romiou, la roca de Afrodita.

2. Si amas Santorini, adorarás Cos (Kos)

Verdaderamente, Santorini es una de las islas griegas más pintorescas, con su infinidad de pueblos con encanto y sus playas de piedra roja volcánica. Sus casas blancas con tejados azules asoman desde los acantilados a un mar Egeo de un azul indescriptible. Las interminables playas de arena de la isla de Cos no les van a la zaga en belleza, y las baña el mismo mar. Anímate a conocerlas y alterna tus aventuras en la inmensa belleza natural de Cos con visitas al Santuario de Afrodita, el Ágora, el castillo de Nerantzia y tantos otros atractivos artísticos y arquitectónicos del pasado.

Ideal para: sumergirse en sus playas y su historia clásica.
Nuestra recomendación: visita la plaza Eleftheria de Cos y su grandioso entorno.

3. ¿Sueñas con Madeira? Imagínate en las Azores

La belleza de Madeira quita la respiración, con sus playas de arena blanca bañadas por aguas cristalinas, sus reservas naturales y su singular capital, Funchal. Desde allí puedes visitar la preciosa isla de Porto Santo y la salvaje reserva de las Islas Desiertas. Igualmente, las islas Azores impactan con sus paisajes. La isla San Miguel ofrece lugares como Caldeira Velha, con su exótica vegetación, riachuelos y el lago, ideal para darte un chapuzón. También puedes visitar otras islas, como Isla Terceira, donde destacan la reserva natural Serra de Santa Bárbara y su atractiva capital, Angra do Heroísmo, Patrimonio de la Humanidad.

Ideal para: amantes tanto de la naturaleza como de las pequeñas ciudades.
Nuestra recomendación: explorar el sendero natural Boca do Inferno, en San Miguel.

4. ¿Una alternativa al Algarve? Cabo Verde

El Algarve portugués es una de las regiones donde puedes pasar unas inolvidables vacaciones de verano, entre deportes, pueblos pintorescos, salidas por la naturaleza, cultura y playas maravillosas. Si estos placeres son irresistibles para ti, atrévete a viajar a Cabo Verde, un paraíso que fusiona las culturas portuguesa y africana con un alucinante estilo de vida. Posee playas donde descansar, navegar, pescar, surfear o explorar los fondos marinos, y áreas naturales como el parque Sierra de Malagueta, una tentación para los senderistas. Además, podrás descubrir ciudades coloridas, como Praia, la capital del archipiélago.

Ideal para: amantes de lo exótico (y de las comodidades).
Nuestra recomendación: la Isla de Brava y su florida capital, Nova Sintra.

5. Si te gustó Mykonos, Corfú es para ti

La famosa isla griega de Mykonos es un destino de lujo, hermosa, rodeada de playas magníficas y con una capital hermosísima, Chora. Desde allí se pueden emprender excursiones estupendas y su vida nocturna es vertiginosa y alocada. Ahora déjate tentar por Corfú, una isla cuyos luminosos paisajes encandilan con su belleza, poseedora de enormes playas, algunas cosmopolitas y otras salvajes, y bonitas calas. Además, Corfú alberga una interesante tradición cultural y deslumbrantes propuestas de marcha nocturna. Asimismo, desde la mágica Kerkyra, la capital, podrás organizar excursiones hacia Sidari, Kanoni, Pondiconisi y muchos otros pueblos increíbles.

Ideal para: playa de día, fiesta de noche.
Nuestra recomendación: si buscas marcha, la preciosa ciudad costera Ipsos no te defraudará.

6. ¿Te encantó Cerdeña? Descubre Córcega

Cerdeña atrae a muchos viajeros por sus múltiples propuestas de aventuras en grutas marinas o terrenos desnivelados asombrosos, por su clima, sus fantásticas playas y sus aguas turquesas y por sus sabores intensos, como el del queso pecorino. Y, ¿sabes qué? Córcega, la isla francesa vecina, también disfruta de un clima privilegiado, y despliega una belleza que conquista a quienes se atreven a descubrirla. En verano te reta a practicar rafting, canyoning, kayak, parapente o submarinismo, y todo el año te invita a conocer pueblos preciosos, como Nonza, Patrimonio o Century, donde se produce un vino único de vides cultivadas en terrazas. Déjate llevar.

Ideal para: unas vacaciones totales.
Nuestra recomendación: si te gusta el senderismo, el camino de Tizzano a Campomoro.

7. Split es tu alternativa a Dubrovnik

Probablemente ya hayas visitado Dubrovnik, puesto que es uno de los primeros lugares a visitar en Croacia. Declarada Patrimonio Universal de la Cultura, a su bello casco antiguo se unen montañas, hermosas playas, casas de mármol blanco y tejados rojos y monumentos de gran valor arquitectónico. Split también te ofrece playas de ensueño, acceso a islas encantadoras, monumentos como el Palacio de Diocleciano y áreas verdes, entre ellas el inmenso parque de Marjan, ideal para programar caminatas por paisajes de postal.

Ideal para: explorar parajes idílicos y descubrir su monumental arquitectura.
Nuestra recomendación: acércate a la isla de Hvar y disfruta de Stari Grad: playas y mucha marcha.

8. Costa Amalfitana, como Sicilia en el continente

Sicilia es una isla simplemente maravillosa, con ciudades como Taormina y su teatro griego, con el volcán Etna como telón de fondo, diversidad de pueblos y ciudades, playas, montañas y su capital, Palermo, tan moderna como tradicional y monumental. Sin embargo, prueba a recorrer la Costa Amalfitana, Patrimonio de la Humanidad, y encontrarás hermosos y coloridos pueblos que cuelgan sobre los montes entre los que destacan Amalfi con el Duomo de Sant'Andrea, Positano con su atmósfera cosmopolita, y Maiori, con su famosa playa, entre otros. Sin duda un destino ideal para un viaje en pareja, con vistas espectaculares, visitas enológicas y claro, ¡todo el encanto italiano!

Ideal para: un verano en la carretera.
Nuestra recomendación: visita Vietri Sul Mare y admira sus coloridas cerámicas.

9. ¿Suspiras por volver a las Maldivas? Isla Mauricio te espera

Para muchos, Las Maldivas son el cielo: unas islas de coral cuya costa, de arenas blancas y finas, es acariciada por un mar de un azul turquesa embriagador. Descansar, explorar arrecifes desbordantes de vida marina, practicar deportes acuáticos y dejarse mimar es el objetivo en este destino. Mauricio, igualmente, posee increíbles playas coralinas y lagos, infinitas playas vírgenes y verdes bosques donde viven aves exóticas. Imposible no enamorarse.

Ideal para: descansar en el paraíso terrenal.
Nuestra recomendación: visita Port Louis y Curepipe, para ‘descansar’ de tanto relax.

10. Riviera Maya = Punta Cana + cultura maya

Cuando escuchas la llamada del Caribe, piensas en viajar a Punta Cana, en la República Dominicana, por sus playas de belleza irreal, sus rincones naturales únicos y sus propuestas de diversión. Pues en la Riviera Maya, en México, encontrarás similares fantásticas playas de aguas cristalinas y paisajes caribeños. A estos atractivos se añade el misticismo de las ruinas mayas de Cobá (donde está la pirámide más grande de la península de Yucatán) y las de Tulum.

Ideal para: arqueólogos con ganas de playa.
Nuestra recomendación: no puedes perderte Chichén Itzá y el templo de Kukulkán.

También te podría interesar

Encuentra las vacaciones ideales

Síguenos en