Lugares abandonados en España que te darán escalofríos

España es un país de monumentos increíbles, de sol y playa y, claro, de espacios llenos de fiesta y de alegría. Pero a lo largo de su historia, el país también ha acumulado tragedias y una historia negra que se refleja en algunos lugares abandonados en España que pueden permitirte hacer una ruta por lo misterioso que seguro que no te deja indiferente. Aquí te vamos a dar algunas ideas para pasear por pueblos abandonados y por lugares siniestros en España, algo que seguro que te divertirá, pero que no está hecho para todas las sensibilidades ni mucho menos. ¿Te atreves?

Guía para visitar algunos pueblos abandonados en España

El Madrid abandonado

Tenemos que empezar nuestro recorrido por esa España abandonada desde la misma Madrid. Parece que las bulliciosas calles de la capital son lo opuesto a lo que buscas, pero no hay que desplazarse demasiado para encontrar lugares que te van a inquietar. Por ejemplo, El Alamín, un pequeño pueblo completamente abandonado en el que muchos aseguran que se pueden escuchar y ver sucesos paranormales. En pie queda la iglesia, el convento y el bar del pueblo, lugares que puedes explorar a tu antojo. Lo mismo sucede con Polvoranca que lleva deshabitada desde el siglo XIX y que cuenta con una iglesia un tanto siniestra.

Lugares abandonados en Tenerife para visitar

Tenerife es lugar de misterio. Sin ninguna duda, y si no lo crees pregunta a alguien que haya pasado por Abades, un lugar construido solamente para tratar a leprosos que pronto fue abandonado pasando a engrosar las listas de lugares negros de la isla. Otro espacio muy curioso es el búnker de la Quinta. Completamente abandonado hoy, se trató de parte de las defensas dispuestas por si la Segunda Guerra Mundial llegaba a las costas tinerfeñas. También tienes el búnker de El Pulpito, así que puedes mezclar el misterio con la historia bélica del país en ellos.

Lugares abandonados en Barcelona

Claro que la Ciudad Condal tiene que estar en cualquier tipo de rutas por España, también en las que tienen al misterio como seña de identidad. Por ejemplo, pocos lugares dan la oportunidad de visitar una torre con más de mil años que está completamente abandonada. Se trata de Torre Salvana en Santa Coloma de Cervelló, un lugar en el que las noches tienen un tinte de lo más aterrador. Puede que incluso el Casino de l'Arrabassada sea aún más sobrecogedor. Dice la leyenda que entre sus muros había una habitación para que los que se arruinaban en sus salas pudieran suicidarse y también, esto es historia, que fue lugar de fusilamiento a principios del siglo XX.

Alicante y el misterio

Alicante es otro de los lugares que pueden dejarte sin aliento a poco que te adentres en sus espacios más misteriosos. Te recomendamos empezar tu ruta por la finca Palmeretes de San Juan, un edificio abandonado que ha hecho surgir cientos de historias de fantasmas que los alicantinos conocen muy bien. La torre de la Calahorra, que se encuentra en Elche, es otro lugar para pasar un poco de miedo. Su larga historia y las grabaciones de psicofonías entre sus muros deberían llevarte sin perder tiempo hasta ella. Otros lugares de la zona son el sanatorio de Torremanzanas o el preventorio de Aigües de Busot.

Los misterios de Galicia

Meigas y fantasmas se dan cita en muchas aldeas abandonadas de Galicia, así que te espera una aventura como no habías imaginado antes. Un buen lugar para empezar la ruta aquí es Vichocuntín en Pontevedra. Sus casas de piedra comidas por el musgo y una naturaleza que ha ganado terreno al pueblo crean un entorno sacado de un cuento, aunque no de uno de hadas precisamente. El sanatorio de Cesuras debería ser otra parada en tu viaje. El inmenso hospital de estilo modernista quedó abandonado por falta de fondos y hoy presenta una imagen muy singular. Para terminar, pasa por A Casa da Peste del siglo XVIII donde se decía que se encerraba a los vecinos que padecían esta enfermedad mortal.

Escó, una ciudad bajo las aguas

En 1959, el desarrollo hidrográfico del país, hizo que muchos pueblos quedaran olvidados bajo las aguas. Uno de ellos es Escó, una localidad que todavía emerge de tanto en tanto de las aguas como si de un pueblo submarino se tratase. Debido a la sequía puede visitarse en muchos momentos para contemplar los restos de su iglesia románica o las fachadas de las que eran animadas casas no hace tantas décadas. Hoy es lugar de culto para los amantes de lo paranormal, y es que se dice que aquí se producen fenómenos de lo más extraños.

Los lugares más sobrecogedores de Valencia

Valencia no se libra de contar con algunos de los lugares abandonados más siniestros de España. Por ejemplo, aunque solo esté abandonado desde 1999, la masía de las Vaquerizas vivió en su terreno un triple crimen que hoy ha convertido a este lugar en un sitio maldito para muchos. El psiquiátrico infantil La Humanitat de Cheste es otro espacio para sobrecogerse. Objetos de niños de hace décadas, pintadas en su paredes advirtiendo del peligro de los muertos y otros muchos más ingredientes escalofriantes pueden hacer que la parada aquí te merezca la pena si te gusta el misterio más intenso.

Las vías muertas de Canfranc

Una estación de tren no debería ser un lugar para pasar miedo. Pero si esta se abandona y pasa décadas con las vías muertas y algún que otro vagón pudriéndose por la acción del sol, la lluvia y la nieve, la cosa cambia. Es lo que sucede en la estación de Canfranc en Huesca, un espacio situado muy cerca de las altas montañas de la zona que es hoy visitado por los amantes del misterio y por los viajeros curiosos que no pueden resistir su magnetismo.

Murcia y sus misterios

Es imposible no comenzar la ruta del misterio en Murcia por el preventorio de Sierra Espuña. Se trata de un sanatorio para tuberculosos cerrado desde hace décadas. Recientemente se intentó convertir en parte en un albergue juvenil, pero a pocos les atraía la idea de dormir cerca de un edificio que parece estar habitado por entidades nada comunes. De ahí puedes pasar al orfanato de El Valle que recogió a muchos niños que habían sufrido los estragos de la Guerra Civil y que se abandonó en 1975. Se encuentra en la carretera de acceso a Valle Perdido, por lo que es fácil de encontrar.

Corbera d'Ebre, donde aún se escuchan las bombas

La Guerra Civil pasó por muchos pueblos sin decir nada, pero a otros trajo el sonido incesante de miles de bombas rasgando los cielos y destruyendo la vida de muchas personas. Esto es lo que sucedió en Corbera d'Ebre, un pueblo que fue arrasado por la aviación italiana durante la batalla del Ebro y que hoy se ha refundado a escasos metros de la tragedia. Eso sí, su parte antigua, arrasada por las bombas, puede visitarse como un macabro monumento cargado de simbolismo y misterio. 

La fábrica de muñecas de Segorbe

La última parada de esta ruta por la misteriosa España nos lleva a la fábrica de muñecas de Segorbe, Castellón. Se cuenta que el edificio sigue escondiendo los cuerpos de monjas fusiladas en la Guerra Civil, pero lo que verdaderamente puede verse son los moldes de cientos de muñecas que hoy miran como pretendiendo avisar al visitante de que este no es sitio para todos. Cajas y cajas apiladas, partes del cuerpo de las muñecas que se hacían y un ambiente desolado crean una atmósfera llena de misterio.

Tragedia y sangre en el Cortijo del Fraile

En pleno Cabo de Gata en Almería, hay un lugar que en 1928 vivió un espantoso crimen que sobrecogió a la sociedad del momento y que sirvió de inspiración a Lorca para escribir "Bodas de sangre". Se trata del Cortijo del Fraile levantado por dominicos en el siglo XVIII y que tiene una historia sangrienta. Hoy se encuentra completamente abandonado, aunque es fácil acercarse desde Rodalquilar para descubrir su antigua fachada y algunos rastros de una época ya olvidada.

¡Déjate inspirar!

Descubre nuestras aplicaciones
Únete a nosotros en