Qué ver y hacer en Rovaniemi la ciudad de Papá Noel

Querido Papá Noel, este año en Rumbo hemos sido muy buenos. Nos hemos esforzado por encontrar las mejores ofertas de viajes, hemos buscado nuevos e interesantes sitios para que nuestros clientes disfruten y conozcan Mundo y estamos regalando muchas escapadas a través de nuestras redes sociales. Es por eso que nos gustaría pedirte un deseo muy especial: ¡Viajar a Laponia a conocerte en persona!”. Este podría ser perfectamente el encabezado de la carta que a más de uno nos gustaría mandar al simpático señor de rojo, y es que el lugar donde vive es probablemente uno de los destinos más mágicos del Globo terráqueo… ¡Especialmente para los peques de la casa! Al norte de Europa, limitando con el océano Ártico al norte, con el mar de Noruega al Oeste y con el mar de Barents por el Este se encuentra Laponia. Una región geográfica que está dividida entre los estados de Noruega, Rusia Suecia y Finlandia. Nosotros vamos a viajar a esta última, miembro de la Unión Europea desde 1995 y donde se encuentra la ciudad natal del también conocido como Santa Claus, Rovaniemi. Esta cuenta con aeropuerto propio y es el cuarto mayor de Finlandia. Está a diez minutos al norte de la ciudad. Así, podemos volar hasta el corazón de la Navidad, según nuestro lugar de destino, con alguna escala. Merecerá la pena, eso os lo aseguramos… Este es un viaje especialmente recomendable para familias, para poder enseñar a los peques la casa de Papá Noel, y también para amantes de la Naturaleza. No olvidéis llevar vuestra mejor cámara de fotos para capturar momentos como el crepúsculo helado, el Sol de medianoche –se puede hacer un crucero en barco en el río-, sus auroras boreales o el poder perderte entre campos helados y coníferos con un manto blanco inmaculado que nos recordarán a más de una película navideña.

https://www.flickr.com/photos/mcinteractivity/15338980295
Nieva en Rovaniemi/ Foto: Mat Che, Flickr-CreativeCommons.

La ciudad en sí, Rovaniemi, es hoy en día una urbe moderna, con unos 60.000 habitantes, que ofrece multitud de oportunidades de ocio, especialmente al aire libre. Es realmente admirable comprobar cómo sus habitantes han hecho de algo que podría ser, en principio, una debilidad –el clima extremo- en una fortaleza. Disfrutan mucho de pasear y practicar deportes como el esquí, el snowboard, las motos de nieve, pesca en hielo, patinaje, safaris por parques naturales, etc. La verdad es que sería difícil aburrirse aquí. Esos ‘safaris’ a los que hacemos mención se hacen a bordo de trineos arrastrados por huskies. ¿Os imagináis recorriendo bosques nevados, paisajes de cuento, y aprendiendo a conducir estos vehículos? Pues es posible. Existen numerosas propuestas para aprender a manejarlos y rutas con guías expertos que os llevarán hasta lugares en los que no habíais imaginado estar jamás.

ruta en trineo con huskies
Ruta en trineos con huskies/ Foto: Benjamin Dumas-Flickr CreativeCommons.

Los huskies, junto a los famosísimos renos, son solo una parte de la fauna que puebla Laponia. Podemos conocer otros muchos visitando el Zoo Ártico de Ranua, el Ranua Wildlife Park. Está a 80 kilómetros al sur de Rovaniemi y puede ser una fantástica experiencia tanto para los niños como para los adultos. Nos encontraremos, por supuesto, con renos, búhos, alces, búhos… ¡y osos polares! Hemos dejado para el final lo mejor, la verdad. Se me viene a la mente la canción ‘Volver a ser un niño’ de Los Secretos al pensar cómo se puede sentir uno al llegar hasta Santa Claus Village. Se puede visitar todo el año, pero la Navidad es el momento más especial para conocer la auténtica casa de Papá Noel. Podremos ver cómo trabaja, especialmente en esta época del año, bien uniformado –su traje rojo, su gran barba blanca- y sus ayudantes. También están allí sus renos. Nos preguntamos… ¿Reconoceremos a Rudolph, el más conocido? ¡Seguro que sí!

santa claus village
Santa Claus Village/ Foto: Tarja Mitrovic-Flickr CreativeCommons.

Tras conocer el hogar de Santa, de vuelta a Rovaniemi, podemos pararnos también en Santa Park, a unos 3 kilómetros de la casa del entrañable y generoso abuelito. Este ofrece espectáculos especiales que harán las delicias sobre todo de los peques con los que viajemos: espectáculos con elfos y trolls, payasos y otros personajes infantiles, galería de hiel con preciosas esculturas, la escuela de elfos y una oficina de correos de Papá Noel, por qué no, para felicitar desde tan navideño lugar las fiestas a amigos y familiares. Como podéis comprobar, este viaje puede dejarnos recuerdos maravillosos en una época del año en la que, más que nunca, apetece tomar un vuelo y descubrir algunos de los lugares que es en Navidad cuando nos ofrece su versión más hermosa. Esperemos que Papá Noel reciba nuestro correo y cumplan todos nuestros deseos… y los vuestros. Si os animáis, tienen un e-mail habilitado para que podamos enviar nuestra carta online -¡Santa también se ha modernizado!: joulupukinpaaposti@posti.fi.

aurora boreal finlandia
Aurora boreal en Rovaniemi/ Foto: Tarja Mitrovic-Flickr CreativeCommons.

Desde el equipo de Rumbo, deseamos que se hagan realidad todos vuestros sueños, especialmente los más ‘viajeros’. Y si vuestra ilusión es hacer realidad esta escapada que os proponemos, no dudéis en buscar en Rumbo.es y encontrar los mejores vuelos a Rovaniemi: http://www.rumbo.es/vuelos/baratos/RVN/rovaniemi/.   Fotografías: Flickr - Licencia Creative Commons/ Imagen de portada: Ed Yourdon