Qué ver en Austria: pueblos con encanto

Si digo Austria lo primero que te vendrá a la mente será, probablemente, su fascinante capital, Viena. Después, puede que otras ciudades más pequeñas pero también plagadas de historia y patrimonio como Salzburgo o Innsbruck y los saltos de ski de año nuevo. Pero los majestuosos paisajes del país, con sus montañas, lagos y praderas, están salpicados también de muchos pequeños pueblos llenos de encanto y tranquilidad que te transportarán a los escenarios de Sonrisas y lágrimas. Aquí van algunos de ellos…

Hallstatt

Hallstatt, en Alta Austria, es uno de los parajes más conocidos del país. Toda la zona en la que se encuentra ha sido declarada “Patrimonio Cultural de la Humanidad” por la UNESCO: el “Paisaje Cultural de Hallstatt-Dachstein-Salzkammergut”. Las minas de sal –que ahora se pueden visitar– le han dado riqueza a la zona desde la prehistoria. Pero fue en la Edad Media cuando se desarrolló esta maravilla a orillas del lago Hallstätter See. Hasta el siglo XIX la única forma de llegar aquí era en barco o por pequeños senderos, ¿qué más se puede pedir?

que ver en austria Hallstatt
Hallstatt, un paisaje de cuento. Foto @Kraft

Steyr

Como Hallstaat, Steyr se encuentra en la llamada “ruta romántica” –Romantikstraße en alemán– que va de Salzburgo a Viena recorriendo increíbles paisajes de lagos, montañas y pequeñas aldeas. Steyr es más una pequeña ciudad que un pueblo, en la confluencia de los ríos Enns y Steyr –del que toma su nombre–, pero tenía que estar en la lista porque es una joya arquitectónica del arte medieval. Hay mucho que ver: el Santuario del Niño Jesús, el Palacio, la Bummerlhaus –la casa de estilo gótico tardío en la plaza mayor–, el castillo barroco de Lamberg, fosas militares, fábricas, casas obreras...

que ver en austria steyr
Foto de ::Lenz / Flickr CreativeCommons.

 

Melk

Con Melk, también en la ruta romántica, llegamos a la Baja Austria, más precisamente se encuentra en la comarca de la Wachau, comarca declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO por las huellas de su pasado prehistórico, sus muchos monumentos –castillos y monasterios–, sus pueblos y sus cultivos, en particular los viñedos –un motivo más para ir–. Melk, en concreto, es muy conocido por su monasterio benedictino del siglo XI, en lo alto de una colina junto al Danubio. Muy cerca, en la misma comarca, está la ciudad de Krems an der Donau, la más importante a la orilla del Danubio.

que ver en austria melk
Foto de Jorge Cancela / Flickr CreativeCommons.

 

Mutters

Si buscas una estampa típica del Tirol: un pueblo con granjas decoradas con flores en sus balcones y rodeadas de paisajes alpinos, tienes que ir a Mutters. Muchos lo consideran el pueblo más bonito del Tirol, y en el Tirol hay muchos pueblos bonitos. Está al pie del monte Nockspitze, a menos de 10 km de Innsbruck, así que es la escapada ideal desde ahí.

que ver en austria Mutters
El pueblo de Mutters en invierno

Además del propio “decorado” tirolés, en el pueblo hay varias capillas e iglesias que merece la pena visitar, sobre todo la iglesia parroquial de San Nicolás con su gran fresco en la entrada principal, su reloj solar en el lado sur de la torre y su magnífico altar barroco.

Hall in Tirol

Hall in Tirol –seguimos cerca de Innsbruck– y también a los pies de un macizo, el impresionante Bettelwurf, es otra pequeña ciudad medieval tirolesa que no hay que perderse. Dos son los principales atractivos del pueblo: su centro histórico medieval, perfectamente conservado alrededor de la plaza Oberer Stadtplatz con el ayuntamiento y la iglesia parroquial gótica de San Nicolás, y su tradición minera.

que ver en austria Hall in Tirol
La plaza Oberer Stadtplatz en Hall in Tirol.

Aquí, como en Hallstatt, la riqueza la trajo la sal –”hall” significa justamente sal en alemán antiguo y “halle” era la ciudad de los trabajadores de la sal– y es imprescindible la visita al museo minero para viajar en el tiempo hasta hace 800 años con la réplica exacta de la vieja mina de “oro blanco”. Una visita que le dará sabor al viaje.

St. Sigmund im Sellrain

Un poco más apartado de Innsbruck pero a solo media hora en coche de la ciudad, se encuentra otro de los pueblecitos con más encanto del Tirol y el que llega a la cota más alta, con sus 1.500 m de altura sobre el nivel del mar. Aquí no hay ni bares, ni tiendas y solo hay 170 vecinos. ¡Más tranquilidad imposible! Y, además de ver el pueblo, ¿qué se puede hacer en St. Sigmund im Sellrain? Rutas de senderismo por el valle de Sellraintal entre algunos de los paisajes alpinos más bonitos del país. En un viaje a Austria no pueden faltar las botas de montaña.

que ver en austria St. Sigmund im Sellrain
St. Sigmund im Sellrain en invierno

Micheldorf

Micheldorf es uno de los pueblos con más encanto del estado de Carintia. Sus casas de colores, su campanario blanco que destaca sobre el verde que lo rodea y acompaña los picos nevados… ¡parece un cuadro más que un pueblo de verdad! Y cuando se cubre de nieve es aún más irresistible.

que ver en austria Micheldorf
La iglesia de Micheldorf

Desde aquí también hay muchas rutas a pie o en bici para los amantes del aire libre, además de una gran pradera y un estanque natural que lo convierten en una pequeña playa rodeada de montañas. Hay que llegar hasta Lorenzenberg, con la iglesia de San Emma de Gurk, para tener una fantástica vista sobre todo el valle. Ropa de abrigo, botas de montaña, ganas de aire puro, protector solar, tarjetas de memoria para la cámara y ganas de disfrutar de la Naturaleza: todo el equipaje que necesitas para recorrer los pueblos de Austria. Aquí puedes encontrar más listados de pueblos con encanto en Europa, 5 pueblos del sur de Francia, los pueblos más bonitos de la Selva Negra, 10 pueblos de Italia. ¡Disfrútalos!