Los museos de Londres que no puedes dejar de visitar

El Big Ben, la Abadía de Westminster, la Torre de Londres, pasear por Hyde Park o Camben, ver el cambio de guardia en Buckingham Palace, hacerse la foto cruzando el icónico paso de cebra frente a Abbey Road donde los Beatles posaron para la carátula de su álbum... hay muchas cosas que hacer en Londres, entre ellas irnos de museos. Claro que la capital británica tiene decenas de museos y galerías para todos los gustos y es prácticamente imposible llegar a todas en nuestras vacaciones así que vamos a recorrer los museos de Londres imprescindibles. Tomemos uno de los vuelos baratos a Londres y disfrutemos de su amplia oferta cultural.

British Museum

Con 5 millones de visitantes al año, el Museo Británico es el tercero más visitado del mundo solo por detrás del Louvre de París y el MET de Nueva York, y no es para menos. En su interior podemos hacer un recorrido a lo largo de la historia de la Humanidad, desde la Antigüedad hasta la época contemporánea. La Piedra Rosetta, las esculturas del Partenón de Atenas o las momias del Antiguo Egipto son sus grandes iconos, aunque encontramos piezas procedentes de los cinco continentes.

museo britanico londres
museo britanico londres

  Aunque para disfrutar de sus más de 7.000 piezas hacen falta dos o tres días, en una mañana podemos ver lo más destacado del British Museum. No te pierdas el Gran Atrio que hay en el centro del museo, con su famosa cubierta de cristal donde está la sala de lectura de la Biblioteca Británica. Abre todos los días de 10:00 a 17:30 (los viernes alguna galería aguanta hasta las 20:30), y lo mejor de todo es que la entrada es gratis.

Tate Modern

Más arte, en este caso del siglo XX, en otro de los grandes museos londinenses. En la Tate Modern, que es como se conoce popularmente al Museo Nacional Británico de Arte Moderno, encontramos a los artistas más destacados del pasado siglo, como Picasso, Dalí, Mark Rothko, Andy Warhol o Marcel Duchamp. Sus creaciones ocupan las plantas 3 y 5, mientras que la cuarta se dedica a exposiciones temporales y la segunda a artistas actuales. También es gratis, está situada en el centro de la ciudad y abre a diario de 10 a 18 horas (viernes y sábados hasta las 22:00).

National Gallery

Situada en Trafalgare Square, una de las zonas más turísticas de la capital británica, en la Natinoal Gallery encontramos más de 2.300 pinturas firmadas por nombres como Rembrandt, Velázquez, Van Gogh, Miguel Ángel o Tiziano en un recorrido pictórico que va desde 1250 hasta principios del siglo XX. También abre todos los días, de 10:00 a 18:00 (los viernes hasta las 21:00) e, igual que el British Museum, la entrada es gratuita, algo que no pasa en pinacotecas de otras grandes capitales europeas.

national gallery londres
national gallery londres

Museo de Londres

Aquí la ciudad de Londres es la gran protagonista, ya que podemos conocer de primera mano su historia desde la prehistoria hasta la actualidad a través de reconstrucciones y objetos curiosos. Todo empieza en el años 450 a.C, cuando se asentaron las primera poblaciones a los pies del Támesis. Luego llegaron los romanos, el Londres Medieval, la Guerra Civil inglesa, la Peste o el Incendio de 1666; la expansión de la ciudad y su conversión en capital mundial. También en gratis y abre de 10 a 18:00 horas.

Madame Tussauds

Otro de los museos más famosos de Londres es su Museo de Cera, más conocido como Madame Tussauds. Siempre a rebosar pese al precio de la entrada (33 libras los adultos, 28,50 los niños, aunque si las compras por internet puedes conseguir importantes descuentos) se divide entre gente VIP, realeza, deportistas, la cultura (pintores, escritores...), líderes mundiales, superhérores, el espíritu de Londres y la Cámara de los Horrores, donde actores sustituyen a los muñecos de cera. Lo ideal es ir a primera hora de la mañana o a la hora de comer, cuando hay menos gente.

han solo en el madame tussauds en londres
© Mikael Buck / Madame Tussauds

 

Museos reales de Greenwich

En realidad estamos ante cuatro museos, así que cada uno puede elegir el que más le gusta. Por una parte, tenemos la Casa de la Reina, por otra está el museo marítimo más grande del planeta, el único Planetario de Londres o el Observatorio real de Greenwich. Como no podía ser de otra manera, lo más divertido es hacerse la foto con un pie a cada lado del meridiano de Greenwich. También podemos tocar un meteorito de hace 4.500 millones de años, ver el uniforme de Nelson o los cronómetros de Harrison.

Museo de Historia Natural

Cambiamos de materia, pero seguimos con la historia: de la londinense a la natural. Si el edificio del museo ya te parece espectacular, espera a entrar dentro, en especial a la galería de los dinosaurios o a la de los mamíferos. Entre sus atracciones más ilustres, el modelo a tamaño real de una ballena azul o el esqueleto de un diplodocus en su sala central. Como la mayoría de museos de los que hemos hablado, la entrada no nos costará ni una libra.  

Museos deportivos

Acabamos con la visita a dos muesos que ningún amante del deporte debería perderse. El primero es el Wimbledon Lawn Tennis Museum, el museo dedicado al deporte de la raqueta en la catedral del tenis, Wimbledon, donde se celebra uno de los cuatro torneos del Grand Slam. El otro es el Twickenham World Rugby Museum, dedicado al rugby y situado en el estadio de Twickenham, uno de los templos del rugby mundial donde juega sus partidos como local el XV de la Rosa, la selección de Inglaterra.