El avión es el medio de transporte más seguro del mundo

Nos subimos a la cabina, tomamos asiento, l@s azafat@s comienzan a dar sus instrucciones, nos abrochamos el cinturón de seguridad, la luz se suaviza y el avión comienza a andar. Conforme va acelerando la nave aumenta nuestro ritmo cardíaco… ¿Alguno de nuestros lectores se siente identificado con esta situación? Hablamos de la bautizada como ‘aerofobia’, que no es otra cosa que el temor o miedo a volar.

esperas aeropuerto
esperas aeropuerto

No sé vosotros, pero en mi entorno más cercano son varios los amigos y conocidos que se están perdiendo conocer lugares maravillosos por esta fobia que, ¡oh, milagro!, tiene solución. En este post Rumbo se ha propuesto convenceros, o cuanto menos haceros pensar, sobre este medio de transporte como uno de los más seguros para conocer la más impresionante de las autopistas, el cielo.

Aeropuerto de Zurich avión aterrizando
Aeropuerto de Zurich avión aterrizando

En primer lugar, y a los datos nos remitimos, podemos afirmar que estamos ante el medio de transporte más seguro del mundo: la aviación registra un accidente grave por cada 2,4 millones de vuelos. ¿Sabéis cuántas probabilidades más hay de sufrir un percance en coche? En España uno de cada 356.357 trayectos termina en siniestro; y según la Organización Mundial de la Salud, 3.500 personas fallecen cada día en accidente de tráfico. Estos datos no son baladíes. Se llega a ese nivel de baja accidentalidad gracias a una serie de pasos que se siguen milimétricamente cuando está previsto un despegue: para que el motor de la aeronave se ponga en marcha hay que respetar una serie de normas básicas. El equipo de técnicos, pilotos y tripulantes también realizan un importante seguimiento de todo tipo de procedimientos y medidas preventivas para el caso en que tenga lugar una incidencia. En total, los aviones pasan por varias ITVs: una diaria antes del primer vuelo, otra que tiene lugar cada 100 horas de  estar en el aire, otra cada 600 horas, una siguiente cada 18 meses y la llamada ‘Gran Parada’, cada cinco años o su equivalente, 30.000 horas de vuelo.

El avión es el medio de transporte más seguro del mundo, con el más bajo índice de siniestralidad: solo un accidente por cada 2,4 millones de vuelos. Además, la mayoría de estos se saldan sin víctimas.
avion
avion

  Otro de los motivos en los que debemos confiar es el saber que estamos en un sector en el que la innovación es constante. El I+D+i cobra un sentido aun más especial en el caso de la aviación. Se realizan numerosas investigaciones dentro de la industria y, en palabras de Ariel Shocrón, jefe de la vocalía de seguridad aérea del Sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéreas (SEPLA), “la tasa de siniestralidad de aviones fabricados en Occidente es prácticamente nula”, una cifra a la que hacíamos referencia al comienzo (uno de cada 2,4 millones de viajes aéreos). Si a esto último añadimos el hecho de que, pese a la creencia popular, la mayoría de los accidentes aéreos se saldan sin muertos –nada de imaginarnos en medio del océano tirando de un chaleco salvavidas que casualmente no funciona-. Aunque es evidente que, como en cualquier otro tipo de colisión, todo dependerá de las condiciones de la misma, solo un 20% de los accidentes ocurridos en 2013 se saldaron con víctimas. El motivo es que suelen ocurrir los accidentes a la salida de pista –tanto en los despegues como en los aterrizajes-, de ahí la alta tasa de supervivencia en percances aéreos. Por último, y no por ello menos importante, hay que hacer alusión a la seguridad en relación a posibles atentados. Tras los atentados del 11-S en Nueva York han crecido los controles en los aeropuertos. Existen una serie de protocolos revisados permanentemente por organismos como la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA) y la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI). Esperamos haberte ayudado en superar estas fobias, como ves se trata de un medio de transporte totalmente seguro, confía en nosotros. Ahora ya puedes entrar en nuestra web y reserva un vuelo barato al destino que siempre habías soñado, disfrútalo.