7 Ciudades muy literarias

El señor y la señora Dursley, que vivían en el número 4 de Privet Drive, estaban orgullosos de decir que eran muy normales, afortunadamente. Eran las últimas personas que se esperaría encontrar relacionadas con algo extraño o misterioso, porque no estaban para tales tonterías.” ¿Reconocéis estas palabras? Han pasado 19 años desde que muchos de nosotros leyéramos este párrafo por primera vez: Así arrancaba ‘Harry Potter y la Piedra Filosofal’, la primera de las aventuras del joven mago. Tras estas frases J. K. Rowling, que escribía buena parte de la historia en alguna que otra cafetería de Edimburgo. La ciudad escocesa es una de las ciudades de visita obligada para amantes de la Literatura y es el primer destino que sugerimos para visitar aprovechando que se acerca el Día del Libro. ¿Qué mejor que celebrarlo en lugares en los que han dado a luz algunas de las mejores obras de la historia de las Letras? Edimburgo estrenó en su momento, en el año 2004, el listado de ‘Ciudades de la Literatura’ de la Unesco. El hecho de ser la primera es merecidisimo, pues numerosos autores, escritores clásicos y poetas, han creado insignes personajes de ficción en esta urbe y fue aquí donde nació la primera edición de la Enciclopedia Británica. En esta ruta literaria es imprescindible pasar por las que fueran residencias habituales de grandes como Robert Louis Stevenson o Conan Doyle, al que podemos saludar –¡a su estatua!– en Picardy Place. En la esquina con York Place también podemos tomarnos una pinta en el pub The Conan Doyle.

edimburgo
Edimburgo.

Otra parada nos llega hasta Oscar Wilde: parece ser que su amigo John Gray fue inspiración para el personaje de Gray en ‘El retrato de Dorian Gray’. Este dejó su pecaminosa vida para ser párroco en la iglesia de St Peter’s, en el barrio de Morningside. ¿Os quedasteis con ganas de seguir leyendo??? Pues pongamos rumbo ahora hasta la Royal Mile, donde se ubicaba el taller de Deacon Brodie, el nombre real del protagonista de ‘El extraño caso del doctor Jekyll y Mr Hyde’, de Robert Louis Stevenson. Te ofrecemos un plan para aprovechar al máximo tu estancia allí, qué ver en Edimburgo en 4 días y los castillos más espectaculares de Escocia. De Escocia marchamos hacia territorio polaco, a Cracovia, una de las ciudades más grandes e importantes de Polonia, a orillas del río Vístula. En 2014 pasaba a integrar este selecto ranking que capitanea Edimburgo, según la Unesco por la gran calidad y calidad de la actividad cultural que se desarrolla en estos lares, algo en lo que ha sido clave la Segunda Guerra Mundial. Varsovia era destruida y numerosos escritores y artistas polacos huían a la parte sur del país, a Kraków. El premio Nobel Czeslaw Milosz pasó aquí una importante etapa de su vida y Stanislaw Lem escribía novelas de ciencia ficción.

cracovia
Cracovia.

Pasear por sus calles es comprobar en cada esquina el porqué de este nombramiento: numerosas editoriales, librerías, cafés literarios, tertulias poéticas, festivales dedicados a las Letras… Sus bibliotecas públicas prestan más de tres millones de libros al año –hay que tener en cuenta que su población no supera los 21.000 habitantes. Quienes se escapen a este destino deberían pasar por la librería Matras. En 1610 escribía el mercader de Colonia, Franciszek Jakub Mercenich, al ver la imponente plaza mayor de la ciudad, el Rynek, “es una tienda abierta a la calle en la que venden libros”. Pues eso, parada y lectura en Matras, que sigue abierta más de cuatro siglos después. Las siguientes sugerencias seguramente sean conocidas por muchos de nuestros lectores, y es que ahora situamos nuestro mapa en España, concretamente en Granada y Barcelona, las dos únicas urbes patrias que están en esta exclusiva red. La primera de ellas es donde aprendieron a vivir autores únicos como Federico García Lorca y Francisco Ayala y aquí se pueden visitar sitios tan interesantes como la casa museo de Lorca de la Huerta de San Vicente, el palacete de Alcázar Genial, donde tiene sede la Fundación Francisco Ayala, o el Carmen de los Mártires, que está llamado a ser el ‘Jardín de la Poesía’, lugar en el que residió San Juan de la Cruz. Eventos y actividades hay muchísimas y durante todo el año, como los ciclos de poesía que tienen lugar de manera periódica en los jardines del Museo Casa de los Tiros.

alhambra de granada
Alhambra de Granada.

La capital catalana ha sido escenario de muchísimos relatos de ficción: ‘La ciudad de los prodigios’, de Eduardo Mendoza; ‘Esperadme en el cielo’, de Maruja Torres; ‘La sombra del viento’, de Carlos Ruiz Zafón; y ‘La catedral del mar’, de Ildefonso Falcones… ¡Y es la única urbe que aparece en El Quijote de Cervantes! El cine también ha disfrutado de las maravillosas panorámicas y de los encantadores rincones de Barcelona que siempre mira al mar y que está íntimamente vinculada con el mundo de la literatura. El Día de Sant Jordi es la mejor prueba de ello y su Feria del Libro es probablemente la más importante e influyente de España. Otro ejemplo de esta historia de amor es el haber sido durante unos años el hogar de fundamentales de la Literatura Universal como Gabriel García Marquez, Julio Cortázar o Mario Vargas Llosa.

Sagrada Familia, Barcelona.
Sagrada Familia, Barcelona.

Cerquita de nosotros, en el país vecino, se encuentra otro rincón con la magia de las mejores plumas. Nos situamos: Estamos en Portugal, a 75 kilómetros de la capital. Aquí se alza la villa medieval de Óbidos, único destino literario en territorio luso. El reconocimiento le llega fruto de un arduo trabajo y un interesante proyecto, Óbidos Villa Literaria, iniciativa de la librería Ler Devagar, la empresa Produçoes Ficticias, el ayuntamiento del municipio y la empresa de gestión cultural Óvidos Criativa. En apenas tres años han abierto numerosas librerías y bibliotecas en lugares tan insólitos como una antigua bodega e incluso una iglesia (la de Sao Tiago es ahora la Gran Librería de Santiago). Organiza un cada vez más conocido festival literario y ha abierto sus puertas un alojamiento que hará las delicias de los apasionados de la palabra, The Literary Man, ocupando un antiguo convento del siglo XXI que atesora la mayor colección de libros (22.000 unidades) que se conoce en un establecimiento de estas características. ¿Vamos mirando ya vuelos baratos a Lisboa?

Villa medieval de Óbidos, en Portugal.
Villa medieval de Óbidos, en Portugal.

Dublín no podía faltar en este post, y es que es (casi) más literaria que la primera, Edimburgo. ¿Sabéis cuántos premios Nobel han nacido en la urbe irlandesa? ¡Cuatro! W. B. Yeats, Samuel Beckett, Seamous Haney y Bernard Shaw y aquí vieron la luz del sol por primera vez James Yoyce y Oscar Wilde. De estos se encuentran numerosos tesoros y testimonios en el Museo de los Escritores, uno de los lugares obligados para quienes la visiten. En la parte de arriba está la biblioteca de Gotham y en sus estanterías se encuentra, entre otras joyas, la primera edición del ‘Drácula’ de Bram Stoker. Otros espacios que debes conocer es la Chester Beatty Library, cerca del castillo de Dublín, y el Centro Cultural James Joyce, con exposiciones y actividades en torno al famoso escritor. Si queréis saludar a Wilde pasad por el Parque Merino Square, donde se haya una escultura que representa al literato, y por el número 21 de la calle Westland Row, su casa natal.

Biblioteca de la Universidad de Dublín.
Biblioteca de la Universidad de Dublín.

La última sugerencia nos llevará lejos, muy lejos de aquí… A más de 7.000 kilómetros de distancia de España se encuentra una Universidad en la que se han formado nada más y nada menos que 25 premios Pulitzer. ¿Le damos por bueno el título de ‘Ciudad de la Literatura’ a Iowa? Fue la tercera en sumarse al ranking, en el año 2008 –tras Edimburgo y Melbourne. La vida de este destino gira en torno a su institución superior de enseñanza, que fue además la primera en crear un programa de escritura creativa en el que han participado como docentes John Irvign, John Casey y Gail Godwin entre otros.

capitolio de iowa
Capitolio de Iowa.

Fotos de Pixabay.com.